Translate

sábado, 14 de marzo de 2009

La curiosidad acabará matando al gato...

...Y si no, al tiempo.

No se puede dejar nada a su alcance ( por imposible que parezca el alcance ).




Eso que huele es un cuadrito de punto de cruz, un esquema que me traje del Trinity College de Dublín. Es un monstruillo decorativo del Book of Kells.*

Y es que ya preparamos el día se San Patricio.

* La Aranya Tecla os lo enseña mejor.

5 comentarios:

Cristina dijo...

¡Te ha quedado muy bonita! ¿Y dices en serio que el marco es provisional? Yo creo que le va de maravilla (y al menos lo enmarcas no como, ejem, otras :P).

En breve te mando un correo :)

telericatarta dijo...

¡Qué gracioso el título del post! yo no se si es así, o al revés y es el gato el que termina acabando con todo lo que está a su alcance...

roberta dijo...

Veo que tu gato también es muy, pero que muy, curioso. Yo no puedo traer ni una bolsa a casa sin que mi gato investigue previamente lo que contiene...

roberta dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Tanakil dijo...

¿También tienes gato? Jajaja, veo que todas las locas por los libros, tenemos a uno o varios felinos en casa. Si te gustan los gatos, te invito a que te pasees por mis laberintos ;-)
Un saludo,
Tanakil.